Cómo instalar Perl en un servidor desplegado en Clouding

Un buen desarrollador necesita contar con las herramientas, servicios y tecnologías adecuadas a sus necesidades para poder sacar adelante sus proyectos. Hoy en día, una de las tecnologías más importantes son los servidores en la nube, y entre todas las opciones que nos podemos encontrar en el mercado, Clouding.io ha sido una de las que más nos ha llamado la atención por todo lo que ofrece y por contar con mucha experiencia dentro de este sector.

Eligiendo un Servidor en la nube: Clouding

Antes de nada queremos hablar un poco sobre Clouding. Se trata de una compañía que ofrece la opción de desplegar servidores cloud dependiendo de las necesidades del cliente, y pagando únicamente por aquellos recursos que se utilizan en cada momento. Gracias a esta característica, es posible alojar todo tipo de proyectos, desde los más pequeños como puede ser un blog, hasta proyectos de gran envergadura.

También es importante destacar que cuenta una diversa variedad de versiones de sistema operativo que instalar en el servidor, así como aplicaciones ya instaladas y configuradas como Prestashop, WordPress, Ghost o Docker, por citar algunas.

patrocinador

Clouding ofrece bastante flexibilidad a la hora de poder escoger la memoria que necesitamos, la CPU o el tamaño de disco SSD a utilizar. Dependiendo de nuestra selección, se muestra en pantalla el coste final de la configuración, ahorrándonos sorpresas inesperadas en la factura.

Como veremos en un apartado posterior, los pasos para levantar el servidor son muy sencillos, teniéndolo activo en pocos minutos. Una vez que lo tengamos configurado y activo, aprovecharemos para explicar los pasos para instalar Perl en él. Para ello, utilizaremos el acceso SSH que Clouding proporciona para cada máquina configurada.

¿Qué es Perl?

Perl es un lenguaje que fue creado por Larry Wall con el objetivo principal de simplificar las tareas de administración de un sistema UNIX. Con el paso del tiempo, este lenguaje de programación se ha ido convirtiendo en algo de propósito general, siendo una de las principales herramientas de aquellos profesionales que se dedican al mundo de la web.

Este lenguaje de programación hereda ciertas estructuras de los intérpretes de comandos de UNIX, así como de otras utilidades estándares como awk y sed. Su diseño permite hacer todo lo que hacen cualquiera de ellos, pero de una forma más simple y eficaz.

Desplegando el servidor

Antes de proceder a la instalación de Perl, lo primero que debemos hacer es configurar el servidor cloud en Clouding, algo que nos resultará muy sencillo gracias a la interfaz limpia y amigable que proporcionan para ello.

Lo primero que tendremos que hacer será pulsar sobre la opción de crear nuestro primer servidor. Una vez hecho esto, ante nosotros se cargará otra pantalla con las distintas opciones que podemos para el despliegue del servidor.

Elegir nombre del servidor

En este primer paso, lo que haremos será indicar un nombre descriptivo que queramos darle a nuestro servidor. Esto nos ayudará a identificarlo en el caso de contar con varias máquinas activas. Además del nombre, también tenemos la opción de elegir si los precios queremos que se muestren por hora o bien por mes.

Seleccionar origen del disco

El siguiente paso consistirá en seleccionar el origen del disco. Dentro de esta sección tendremos que elegir la versión del sistema operativo que queremos instalar, si queremos que se instale alguna app determinada o si queremos algún panel de control para gestionar el hosting, como puede ser Plesk o HestiaCP. En nuestro caso nos decantaremos por la versión CentOS 8 de sistema operativo y no marcaremos ninguna app preinstalada, así como tampoco ningún panel de control.

Seleccionar configuración del servidor

En esta sección es donde podremos seleccionar los vCores (núcleos virtuales) que queremos que cuente nuestro servidor, así como la RAM que queremos por cada vCore. También tendremos la opción de elegir la capacidad de almacenamiento que necesitamos, utilizando para ello discos SSD para un mejor rendimiento en las operaciones de lectura y escritura.

Otras opciones que nos ofrece es la posibilidad de activar la realización de backups o una red privada. Por último, destacar que debemos seleccionar la llave SSH a utilizar, pero que si no existe ninguna creada nos dará la opción de hacerlo, además de la configuración del Firewall. Dependiendo de las opciones seleccionadas, el precio será uno u otro.

En nuestro caso hemos configurado un servidor con 1 vCores y 2 GB por cada uno de ellos. El almacenamiento serán 15 GB, mientras que el resto de parámetros los dejaremos por defecto. Si nos fijamos en la imagen, Clouding nos muestra como el precio del servidor sería de 0,00894 € por hora o 6,50 € al mes aproximadamente.

Por último, solo nos queda presionar el botón Enviar para que se complete la creación del servidor cloud.

Pasados unos segundos, en la pantalla nos aparecerá nuestro servidor activo junto con la dirección IP pública que le han asignado. El siguiente paso será realizar la instalación de Perl en nuestra máquina.

Instalando Perl en el servidor

Para instalar Perl en nuestro servidor, será necesario acceder al mismo por SSH. Si nos conectamos desde un equipo Mac o Linux, podemos utilizar la terminal por defecto, en el caso de Windows, podemos utilizar alguna aplicación desarrollada para ello como Putty.

A la hora de conectarnos por SSH, necesitaremos el user y el host, así como la contraseña del usuario. Toda esta información nos la proporciona Clouding en la parte final de la página de información del servidor.

La IP pública sería la que deberíamos utilizar para realizar la conexión. Si nos conectamos de forma correcta, nos aparecerá un mensaje como el siguiente.

En CentOS 8, el paquete Perl ya está incluido. Puede verificar usando el siguiente comando para verificar si está instalado o no.

yum info perl

Por pantalla nos mostrará algo similar a lo siguiente.

Vemos que el paquete está disponible pero no instalado. Para realizar la instalación, podemos utilizar el siguiente comando.

yum install perl

Si todo ha ido bien, y ejecutamos el comando anterior para ver la información sobre Perl, nos debería aparecer un mensaje de que ya está instalado.

Para asegurarnos de que todo funciona bien, podemos ejecutar un pequeño código que muestre un mensaje.

perl -e ‘print «Hola Mundo!\n»‘

Por pantalla deberíamos ver impreso el texto.

Como hemos podido ver a lo largo de este artículo, levantar un servidor en la nube con Clouding es muy sencillo y rápido. En pocos minutos podemos tener activo nuestro servidor para instalar en él todo aquello que podamos necesitar.

patrocinador